CARGANDO

Escribe para buscar

Ídolos del Caribe Personajes

El Gran Martin Elías: La Inesperada Partida del “Muchachito” -El infortunio lo llevó a pagar con su vida, el valor de la fama-

Rafael abril 18, 2018
Share

Valledupar, Cesar- 18 de junio de 1990 – Sincelejo, Sucre 14 de abril de 2017

El sábado, 14 de abril de 2018, es la fecha en que se cumple  el primer año de la ausencia física de quien la multitud que le acompaño incesantemente identificó como el ‘Terremoto’ del vallenato o El Gran Martín Elías, quien falleció luego de sufrir un trágico  accidente en la Troncal de Occidente, a la altura de Aguas Negras, jurisdicción de San Onofre (Sucre), eran  las 7:30 de la mañana después que el artista había terminado un concierto en Coveñas al despuntar la aurora, lugar en el que se despidió de un gran número de sus seguidores.

Yo soy el que le pongo el
Yo soy el que le pongo el

Tiene como 180 pretendientes
Ay, Que la llaman y la viven molestando
Y yo tranquilo… los dejo que se alejen…
Porque soy de los que comen por debajo

Y pasamos disimulando todo el tiempo, sí
Para evitar los que viven murmurando
Pero cuando llega el momento de vernos, uy
Beso y recorro su piel de arriba a abajo

Sabroso
El Terremoto

Martín Elías & Rolando Ochoa

El Gran Martin Elías& Rolando Ochoa

Así comienza la historia fatídica del canta-autor; Martin Elías Díaz Acosta, un ídolo visionario que a su  corta edad,  desde muy temprano, fue un consagrado seguidor de  los pasos inherentes a una de las mas reconocidas y prolíficas dinastías, paradigma autentico de los Juglares destacados al tiempo andando en La Provincia de Padilla, caserío de Carrizal, tierra que vio nacer a su querido e ingenioso padre Diomedes Díaz Maestre, curtido en toda la latitud de la maestría del Canto Vallenato como “El Cacique de La Junta” , en cuyo estrado asimiló la esencia y las vivencias de las tradiciones y costumbres usuales, divulgadas como semblanza de la Tradición Oral, de generación a generación, ya como, Premio Grammy Latino, o Patrimonio Histórico Musical de la Humanidad , prueba evidente de la sensibilidad, el sentimiento, inspiración y esperanzas de sus autores, sujeto exclusivo de la identidad

 

Una hebra de cabello adorna mi cuerpo
una hebra de cabello adorna mi alma
ay! ve mi primera cana noticias de mi vejez

Yo sé que Rafael Santo Cuando me vea
lleno de juventud le dice a la mama
ay ve papá tiene canas, no sé si ella se lo crea

La primera Cana
Diomedes Díaz-El Cacique de la Junta

Nace El Gran Martin Elías; un talento, creativo y recursivo

Ya lo comentaba anteriormente, con el nacimiento de El Gran Martin Elías,  como bien lo denominó su progenitor, bautizándolo en deferencia a su tío fallecido, hermano de la “Vieja Elvira”, a la vez gestor de su arte e inclinación artístico-musical;  surge desde muy niño, en la Región Caribe, un “Muchachito” que se insinuaba con pinta de un  excelente intérprete de las creaciones nativas más representativas entre los primogénitos del Mester de Juglaría, cantos y tradiciones que, hoy por hoy,  aplaudían los versados prototipos y la idiosincrasia de los pueblos y sus habitantes, quienes apreciaron el arrojo e inicio del repertorio musical del “pequeño” canta-autor, en toda la dimensión artístico-musical ,de la cual era capaz, en cada una de sus elogiadas y aplaudidas presentaciones.

El Gran Martin Elías, nació en el mes de Junio de 1.990 y creció en Valledupar, impactando con un estilo renovador, ajustado a la simetría y concordancia de los versos creados y cantados por “El Cacique”, su entrañable padre, y lo que el ,cómo nueva promesa del mismo cantar estaba proyectando en el formato de una propuesta de evolucionada anchura, plasmada  entre los trabajos discográficos ,arrolladores, que le habían lanzado al estrellato  en los últimos tiempos, donde se intercaló el talento de pretéritas y nuevas fecundaciones folclóricas, mixtura de donde surge como grata sorpresa la obra de jóvenes autores que refrescan la disertación y la acción instrumental del folclore, con el Canto Vallenato , como primer componente e ingrediente de un producto que entre los más entendidos se les ha dado por etiquetar como “La Nueva Ola del Vallenato”.

Cada vez que por casualidad te encuentro/pasa el tren de tu silencio
No me queda ni un latido/solo queda un hombre triste con el Corazón molido
Me refugio en la guitarra, me refugio en los amigos
Y descubro que sin ti no tengo nada, ay nada

…Tu eres como la voz de Diomedes/que aunque vengan otros/superarlo no se puede…
Sin Ti No Tengo Nada

El Gran Martín Elías & Rolando Ochoa

 Con el posicionamiento del Gran Martin Elías, surge una voz de alerta…Abran paso que viene el Terremoto de los éxitos Martinistas…. Se está hablando del boom del momento. Un nuevo suceso, es una modalidad rítmico-musical, en la que, la cadencia, que en el pasado estaba supeditada a la melodía del acordeón, se libera con la creación de nuevos esquemas métricos conceptualizando la creación de un estilo sonoro que implanta la diferencia generacional, fusionando criterios técnicos utilizados en la industria fonográfica, en que interactúan música folclórica- tradicional, ritmo, instrumentación y el efecto de diferentes armonías.

Mientras que tú en las fechas especiales te olvidabas de mí
La otra persona con simples detalles alegraba mi corazón
Mientras que tú con palabras groseras me alejabas de mí
La otra persona decía te extraño hoy quiero verte mi amor

Poquito a poquito me fuiste perdiendo y ahora que reclama
Quisiste que fuera el payaso de tu circo y no me da la gana
Y vea que vaina rara, ahora que no quiero si quiere conmigo
Ay, ya no me interesas busque sus maletas y coja (cómo dice)

Ábrete que ya encontré la que a mí me gusta, me gusta
Ábrete porque contigo no quiero nada, ya nada
Lo que no sirve se bota pa’ toda la vida, ay la vida
Dios te bendiga, no insistas, no hay más palabras
Y no creas que hay amarguras en mi corazón
Porque quien debe amargarse es aquel
Que en su arrogancia pierde un gran amor…..

Ábrete

Martín Elías &Rolando Ochoa-R8

“Vale la pena advertir que en esta sinergia de renovación, la música que los muchachos liderados por El Gran Martin Elías, hacen sonar va unida a una forma, una circunstancia y manera de ser que tiene que ver con la grafía como la muchachos, sienten  y explican los mensajes del transcurrir cotidiano en su entorno propio, mas en lo urbano que en lo rural, entonces yo no diría que es una expresión novedosa, sino de espontanea invención, acorde al modo, al tiempo y al lugar de donde se haga el tema o argumento. A la hora de componer estoy solo con lo que me pasa interiormente, y no pienso en ninguna otra cosa”.

 El Gran Martin Elías; genio y figura de la Vallenatia, hasta la Sepultura.

En mi humilde concepto, no encontré un sub-titulo más elocuente para rememorar el talento enaltecedor de nuestra identidad folclórica en virtud al aporte que ese desenvuelto icono generacional le imprimió en su paso por el mundo terrenal, quien  ideó un talante propio en busca de la preservación, conservación y divulgación del vallenato, a través de un estilo nuevo en la interpretación de los aires cotidianos de la vallenatía, poseedor ahora de un toque más competitivo, zambullido en un formato moderno que ha llenado de vida y singularidad a la música vallenata en todos sus entornos socio-culturales, nacionales e internacionales donde El Gran Martin Elías, plantó su huella.

Sin embargo no hay felicidad completa; a sus 27 años, Martín Elías Díaz Acosta, el hijo de Diomedes Díaz y Patricia Isabel Acosta Solano, partió de la vida tangible dejando a su paso la aureola de un legado vivo e inquebrantable en el parámetro restaurador del folclor vallenato al hacer parte predominante de un círculo donde es necesario evaluar la calidad artística, la cercanía con el público, y pulsar el impacto de una nueva visión de la canción como medio y también como fin. Y al mismo tiempo en esa misma redondez apasionada resignarse a recibir la infausta carga emocional que cualquiera de los mortales pueda soportar, la tristeza en sus familiares, desazón entre sus seguidores, lagrimear entre sus amigos y la madura congoja entre los músicos integrantes de su agrupación, como lo estamos viviendo ahora, un año después del hecho cruento.

Martin & Dayana; El Amor, con Amor se paga

Después del trágico accidente, y los resultados que el mismo contrajo, todos hemos escuchado o leído un innúmero de reacciones y de paso me ha llamado mucho la atención la forma como los personajes más cercanos al Gran Martin Elías, asumieron la pena y el dolor ante la infausta circunstancia:

Como, Dayana Jaimes, su querida esposa y madre de Paula Helena, quien desde el primer instante acudió a un principio que le dio mucha fortaleza; El amor, que exige recíproca correspondencia, entrega vivencial y respeto mutuos que por siempre fue motivo de las conversaciones entre los dos. Hay muchas declaraciones sensitivas que Dayana a medida que pasa el tiempo se las exterioriza al “Terremoto” del Vallenato en párrafos cargados de sentimiento:

Palabras de Dayana Jaimes, esposa del Gran Martin Elías en el primer aniversario de su muerte:

Hoy le doy gracias a Dios, por haberte puesto en mi camino, por haberme permitido ser aquella ilusión en tu vida que te llevó a quedarte en la mía para siempre“.

Luego, la esposa del fallecido artista, habla de los valores que le dejó el cantante, además, habló de su hija Paula Helena y afirmó que luchará y le contará día a día que tuvo al mejor papá del mundo“.

Bueno mi amor y esta canción es con el alma para ti… mi mona lindaaaa Ayy 

Yo siento que volví a nacer
Desde el momento en que te conocí mi reina linda
Desde que de ti me enamore
Toda mi vida te la entregue desde ese día

No me queda espacio para nadie soy solo tuyo
Menos mal que tuve suerte y pude conquistarte
Se que Dios te hizo fue para mí eso no lo dudo
Porque de otra no hubiese podido enamorarme

10 Razones para Amarte

Martin Elias&Juancho de la Espriella

Cumpliste tu misión conmigo, me enseñaste el significado del amor, la felicidad y el verdadero perdón, gracias por haber sido una gran ser humano, intachable, lleno de amor, nobleza y humildad, lo mejor de mi vida siempre será haber existido en la tuya, me queda la tranquilidad de saber que di todo de mí y te amé cada segundo de mi vida, gracias por tantos años de felicidad absoluta, gracias por haberme dejado un pedazo de tu vida aquí conmigo, por ella lucharé y le contaré que tuvo al mejor papá del mundo, mi orgullo, mi oso, el amor de mi vida, tu humildad te hizo grande y siempre vivirás en el corazón de muchos“.

Para Rafael Santos, Martín, dejó una huella imborrable gracias a su talento y su nobleza. Todavía me duele no haberme podido encontrar con Martín Elías en Cartagena en esa Semana Santa fatal, la del año pasado- 2017. Porque todos nos íbamos a encontrar allá, para descansar y disfrutar, pero la muerte se interpuso en la vía, y Martín Elías, nunca llegó.

“Es una lástima, yo no lo puedo revivir, pero si me siento muy orgulloso del nivel y alcance artístico musical que logró, Martin, mi hermanito, lo demostró en ‘Sin límites’, su último álbum. Murió siendo el artista más sonado de Colombia y supo interpretar un vallenato juvenil, sin traicionar las raíces del género”. La canción con la que más lo recuerdo es ‘El terremoto’, uno de los más grandes éxitos de Martín, que catapultó su fama en Colombia y el mundo.

‘JuanK’ Vega; De Martín extraña todo. Según el  mánager durante los últimos dos años, le parece que hay muchas cosas que pudieron hacer juntos. “Extraño su forma de ser, sus consejos, al amigo incondicional y al artista con mayor proyección en el vallenato actual. A ese artista querido por el pueblo, le debe el arte de la Música Vallenata el más grande reconocimiento por todo  legado que deja con sus producciones magnetofónicas”.

Y en cuanto a Martín Elías Jr. Hoy en todo el acto del Primer Aniversario de la partida de su querido Padre, fue centro de tención por el sentido homenaje que le hizo ‘Martincito’ a su papá Martín Elías en el Festival Francisco el Hombre. El niño se presentó junto a su tío Elder Dayan Díaz durante el cierre de la competencia que se realiza en Riohacha. “Nieto de Diomedes Díaz, hijo de Martín Elías  y sobrino de Elder que canta con dinastía”, fue uno de los versos del hijo del Gran Martín Elías.

‘Martincito’, como es llamado por sus seres queridos, verseo y cantó en compañía de su tío. “Me llamo Martín Elías, ya me deben conocer. Me nace del corazón, me nace del corazón y lo digo con emoción, este verso es pa’ Riohacha y me nace del corazón”, cantó Martín Jr.

Para sus hermanos; El Gran Martin Elías, siempre actuó con la actitud de un solista.

Aunque muchos piensen lo contrario, se puede contemplar que el “Gran Martin Elías” era el hijo preferido del “Cacique de la Junta”. El liderazgo ejercido para la integración de agrupaciones vallenatas y su identidad  en la manifiesta interpretación de los cantos inmortalizados por su Papá, cuya esencia llevaba en las venas, desde temprana edad, así lo atestiguan cuando ya, a los 6 años alternaba en los conciertos a los que su padre lo llevaba y lo hacía subir a las tarimas.

Posteriormente a los  11 años en uno de los momentos más difíciles para la Dinastía, cuenta su tío Elver , que fue él, quien lo inició en el canto con un Conjunto que nombraron “La Familia de Diomedes” cuando apenas era un “Muchachito”. Años después a los 14, integro un grupo con Fernando Rangel Molina, en el acordeón, hoy rey Vallenato, comenzando sus lides de vocalista.  Y desde entonces despertó su actitud carismática de un solista favorito al convertirse en un intérprete muy querido por el pueblo. “El acompañamiento de sus seguidores demuestra que Martín Elías no ha muerto, a nosotros como familia nos llena de regocijo ver tanta gente que lo sigue queriendo, en la casa de mi mamá diariamente llegan entre 100 y 200 personas a visitarla por Martín y Diomedes”. Manifiesta su tío Elver.

Años más tarde, a medida que se fueron ofrendando las oportunidades se facilitaron otras uniones mucho más aplaudidas, como es el caso el hacer dúo con Rolando Ochoa-R8 y Juancho de la Espriella, quien había sido acordeonero de Diomedes. Junto a esos dos grandes acordeoneros idoneidades de la ejecución autentica del folclor Vallenato logró  éxitos con rótulos destacados en la discografía nacional, entre ellos, 10 razones para amarte’, uno de los temas más reconocidos del  Gran Martín Elías.

Una anécdota para enmarcar; El Gran Martín Elías, volvió a buscar a Rolando Ochoa-R8 y desde ese momento, hasta el día de su despedida eterna, conformaron una agrupación que iba arrasando en popularidad y ventas disqueras de manera considerable por donde quiera se asomaban.

La discografía que deja como legado a sus seguidores el Gran Martín Elías, es amplia y muy variada en éxitos, que han puesto a bailar a millones de colombianos y extranjeros amantes del género vallenato: 10 Razones Para Amarte – Jorge Balbuena-; El Terremoto – Rolando Ochoa; El Boom Del Momento– Rolando Ochoa; El Fantasma – Wilfran Castillo; Ella Tu Amiga – Alberto ‘tico’ Mercado; Ábrete – Rolando Ochoa; Ya Tengo Quien Me Quiera – Omar Geles; Acordeón – Neno Beleño; Que Hablen – Cabe Solano; Vas A Llorar – Iván Calderón; El Complemento De Mi Vida – Omar Geles; El Pase Del Tumbao – Edgar Alfredo Zabaleta; Soy Tuyo – Alberto Mercado; Se Va La Reina – Fabián Corrales- Acordeón – Manuel Julián Martínez; El Que Quiero Yo – Omar Geles; Échate Pa Allá – Diego Daza; Por Ti – Rolando Ochoa; Mi Amor Ideal – Tico Mercado; Tu Loco Carlos Andrés ‘el Cape’ Medina; El Hombre 5 Estrellas – Carlos Amaris ;La Gota – Edison Munive; El Buda – Juan Carlos Ovalle; La Cama Sola – Dagoberto ‘El Negrito’ Osorio- Acordeón – Sergio Luis Rodríguez; No Tiene Tumba’o – Rolando Ochoa; El Cosquilleo – Tato Fragozo; Dueña De Mi Vida – Wilfran Castillo; Tu Que Tienes Que Me Vuelves Loco – Kike Araujo- Acordeón – Rolando Ochoa; Me Vive Coqueteando – Jhon Mindiola; El Amor Llegó – José Iván Marín; El Verdadero Campeón – Aurelio Núñez; Creo En Tu Amor – Omar Geles; Punto Final – Sergio Luis Rodríguez.

El Gran Martin Elías…Deja un legado al Canto Vallenato.

 El Canto Vallenato, en el fragor de la defensa y salvaguarda de su autenticidad interpretativa, recibe como legado el estilo impuesto por esta malograda revelación del género; Martín Elías Díaz Acosta, por  el agregado que el impuso en la forma de cantarlo con mucha propiedad y gracia en la vocalización:“Adornos semánticos en la métrica o florituras que no se requieren para llevar la línea melódica pero que resultan sustanciosos en el decorado de la dicción e imprime a las estrofas y estribillos una mejor expresión o variedad auditiva en la forma de exclamar las palabras o fraseos”…Que es la fortaleza de unos de los estilos impuestos por Diomedes Díaz, “El Cacique de la Junta”, saber emplear oportunamente, la Paremiología: Que, “es la disciplina que estudia el empleo de los dichos, los refranes, los proverbios y demás enunciados cuya intención es transmitir algún conocimiento tradicional basado en la voz de la experiencia”. Muy utilizado en el Canto Vallenato a manera de saludos de animación y complacencias.

…Tú eres como la voz de Diomedes, que aunque vengan otros atrás, superarlo no pueden.

Martin Elías…

Es muy asombroso asumir la inesperada partida, de un Juglar, que siendo muy joven, ejecutó un estilo y liderazgo sustancial sembrado en las entrañas de una Dinastía en la que aprendió a forjar su propio destino, insinuar con seguridad el deseo de ser tan grande o al menos parigual  al “Cacique” que fecundó su tribu,  perfilando un trazo de la intuición legitima con la fluidez originaria transferida por su Padre, y al Final del Sendero, a punto de glorificarse como un  maestro o celebridad del canto que le lleno el alma de ilusiones, ante una audiencia constante emplazada a conferirle o dispensarle, toda la confianza y credibilidad en su estimación de lozana promesa engalanada con un talismán que arrastró la solidez de la cualidad atractiva en el quehacer autóctono, hubo de despedirse observando un panorama sombrío…Y así se fue, desertando del  arte de Cantar, como lo han hecho los grandes ,eso sí, reafirmó en donde quiera actuó ser poseedor de la interpretación convincente de los Cantos Vallenatos en el preludio moderno, cargado de virtudes, como, la sencillez, la modestia,  la naturalidad y el sentido del humor sobresaliente en cada una de las expresiones que despuntan en la gracia que le imprimió al cantar eso versos vernáculos con los que enloquecía a multitudes y a sus fans…Ahora más tristes que nunca.

El costo de la fama: es vivir menos

“Hace poco, pude encontrar un certero estudio de la B.B.C. de Londres, que estipula que tener una carrera deslumbrante y recibir la atención del mundo es el sueño de muchos de los ídolos que desde edad temprana fijan la ambición de tocar con sus manos el esplendor de cada una de las estrellas que iluminan las alturas del ancho cielo. Pero lo que pocos  de ellos saben es que quizás ese sea uno de los ingredientes que contribuyan a que se viva menos. “Como bien lo sugiere un análisis de mil obituarios publicados en un periódico estadounidense”.

“Los resultados de estos estudios  son interesantes en sí mismos, pues sugieren los riesgos inherentes de ejercer  una carrera pública rodeados de multitudes y de, “que no todo es necesariamente oro cuando se es famoso”.

De acuerdo con la retentiva fidedigna de los hechos en el trasegar del pasado y presente en la Vida de nuestros Juglares, es una venia que se refleja con gran certeza, ya que los trovadores de la “Tierra de Francisco El Hombre” destacados notablemente en los episodios de su vida artística han expuesto  la tendencia a morir algunos años más jóvenes que las personas que ejercitan carreras exitosas en otras fases u actividades.

 

El Gran Martin Elías& Dayana Jaimes.

Nota: Un Recuerdo Grato-Inmemoriam:

Al cerrar estas cuantas letras meritorias a la saciedad, por la consagrada obra que dejo plasmada en el extenso globo terráqueo, un “Muchacho”, bonachón y perseverante, que sin dar el brazo a torcer siempre confió en sus dotes personales para alcanzar un digno  y edificante objetivo, siguiendo los pasos del Juglar, que fue su Padre. Y al mismo tiempo recordar con nostalgia y melancolía, como conocí al Gran Martin Elías…Eran aquellos tiempos de Sanandresana y la Tierra tiene Sed…Octavio Daza y yo, fuimos muy buenos amigos y con su Papá también. O sea que no era difícil llegar a la casa de Diomedes, en los Cortijos. Y para más confianza, al lado de la casa del “Cacique”, viven todavía, mi compadre Marcos Peña y mi Prima Meredith…Lo bueno es que en el Hogar de Diomedes y Patricia,  nacieron cuatro varones y en el de Marcos otros cuatro. Esos muchachos fueron la alegría de la cuadra y crecieron de par en par: Rafael Santos-Geancarlos; Jorge Mario-Diomedes de Jesús; José Carlos-Luis Ángel; y Martin Elías-Jayder, desafortunadamente esta reciprocidad humana de entendimiento social,  hoy cuenta con tres sensibles ausencias, en el hogar de Marcos y Meredith, ya no  contamos con nuestro apreciado y recordado, Geancarlos-mi, Ahijado. Y en la Prole de Patricia Isabel, ya no contamos con “El Cacique” ni, con su “Muchachito”. Qué tristeza.

 Rafael Oñate Rivero
Periodista/Documentalista
Tierradecantores@yahoo.es
Cel.315 465 45 05
Juglares-Especiales de Regióncaribe.Com

Rafael

Periodista e Historiador, Cesarence, nacido en el Municipio de Agustín Codazzi, Cesar, en 1949.Lugar en el que desde su época de estudiante se entrego a la investigación periodística y al mundo de las letras. Se conocen como sus obras importantes, “El Maestro” Bendeck, biografía del jurista Villanuevero Esteban Bendeck Olivella, El Régimen de Bancadas, libro que revela aspectos de la institucionalidad Colombiana y los Partidos Políticos. En materia Folclórica, son sus obras más importantes; Vallenatos Inmortales-2 tomos-Por la recuperación del Patrimonio Histórico Inmaterial de los Juglares Vallenatos en el Caribe Colombiano. Calixto Ochoa; El Rey de la Picaresca Cotidiana, Vida y obra de III Rey Vallenato y recientemente fue publicado el libro;”El Pollo” López, El Cronista de Macondo, documento puesto en circulación por la Gobernación del Departamento del Cesar en conmemoración del Centenario del Natalicio del Ex presidente Alfonso López Michelsen.1913-2013

  • 1

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *